El presidente Mauricio Macri brindó una conferencia de prensa en Casa Rosada tras la aprobación de la reforma previsional. Además, se refirió a los incidentes ocurridos en los alrededores del Congreso durante la tarde del lunes y los cacerolazos realizados en distintos puntos del país.

En esta marco, Macri señaló: “Estoy acá como presidente de todos los argentinos con el único fin que es ayudarlos a crecer. Por la única meta que quiero que se me juzgue es por si pude o no reducir la pobreza. Tengo dos ejes prioritarios: la niñez, los chicos de cero a cinco años, y el cuidado de los jubilados”.

“Lo que hemos hecho con esta reforma es garantizar, no en seis meses o un año, sino en los próximos años, una fórmula que los defienda del peor mal que han sufrido, que es la inflación, con la cual estamos luchando, pero todavia no hemos logrado vencer. Siempre van a estar un poco mejor que la inflación, y encima trimestralmente” detalló.

En cuanto a los disturbios que se gestaron en las adyacencias. el presidente subrayó: “Claramente fueron hechos orquestados. La Justicia está investigando. El juez Bonadio está trabajando con lo sucedido el jueves y el juez Sergio Torres con lo que pasó ayer. Confío en lo que están haciendo ellos, contrariamente a lo que hizo la jueza de la Ciudad López Vergara, invadiendo competencias que no le correspondían y dejan muy mal a la justicia argentina”, en alusión a la decisión de la magistrada de prohibir el uso de armas de fuego a la fuerza encargada del operativo de seguridad en el Congreso.

“No se puede naturalizar lo sucedido, por eso me sorprende no haber escuchado una mayor condena de los lideres de la oposición. Los policías también son argentinos. Tienen familias y están trabajando al servicio de la comunidad. Hay dirigentes que justifican eso. Realmente no lo entiendo y le agradezco a la policía por la labor que llevó a cabo, defendiendo la constitucionalidad de nuestro país y la democracia” sostuvo.

Repasá la conferencia de prensa completa acá: